fbpx
Go to Top

Quedó operativo Japón: 16 frigoríficos exportadores podrán colocar hamburguesas y otros productos

VEA LA NOTA COMPLETA AQUIEl Ministro Benech, viaja a Japón en breve,  a esperar el primer embarque

El Ministerio de Agricultura, Silvicultura y Pesca de Japón confirmó la habilitación de las 16 plantas frigoríficas que se habían postulado para exportar carne bovina desosada y madurada a ese mercado de alta exigencia.

Sin embargo, lo más importante es que, a partir de ahora, la División Industria Animal del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, es la que tiene la potestad de incluir  o designar los frigoríficos que quieran exportar a ese mercado, siempre y cuando cumplan con las exigencias impuestas.

También podrá “eliminar de lista”, empresas ante cualquier insuceso. De este modo, no hará falta que venga otra auditoría japonesa para recorrer las empresas cárnicas.

La habilitación del mercado nipón es para carne bovina desosada y madurada, tanto enfriada como congelada, confirmó el titular de la División Industria Animal, Gustavo Rossi, quien junto al

El Ministerio de Agricultura, Silvicultura y Pesca de Japón confirmó la habilitación de las 16 plantas frigoríficas que se habían postulado para exportar carne bovina desosada y madurada a ese mercado de alta exigencia.

Sin embargo, lo más importante es que, a partir de ahora, la División Industria Animal del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, es la que tiene la potestad de incluir  o designar los frigoríficos que quieran exportar a ese mercado, siempre y cuando cumplan con las exigencias impuestas.

También podrá “eliminar de lista”, empresas ante cualquier insuceso. De este modo, no hará falta que venga otra auditoría japonesa para recorrer las empresas cárnicas.

La habilitación del mercado nipón es para carne bovina desosada y madurada, tanto enfriada como congelada, confirmó el titular de la División Industria Animal, Gustavo Rossi, quien junto al director de Asuntos Internacionales, Rodolfo Camarosano, acompañó al ministro Enzo Benech que anunció la apertura. La apertura corre a partir de las faenas realizadas ayer.

Uruguay es el primer país libre de fiebre aftosa con vacunación que logra entrar con su carne en Japón —lo mismo pasó en Corea del Sur— que es un país libre de aftosa sin vacuna y por consiguiente, impone las más altas exigencias sanitarias a los países que le quieren vender su carne.

Ventaja. Pero hay otra ventaja. También se podrá entrar a Japón con hamburguesas, “siempre y cuando sean de carne picada y grasa”, confirmó Rossi. Ese es un paso posterior y para lograrlo, “vendrá una lista —en breve— que implica la habilitación de otros establecimientos designados. Se va a incluir la planta de enlatado (corned beef), la planta de carne deshidratada, dos plantas de hamburguesas y productos cárnicos”, confirmó el jerarca del MGAP. También están contemplados en esa inclusión dos cámaras frigoríficas.

La habilitación del mercado japonés llevó 19 años, pues los últimos envíos de carne fueron en 2000, cuando Uruguay todavía era un país libre de fiebre aftosa sin vacunación y podía entrar con cortes con hueso, así como con algunas menudencias como lenguas bovinas, entre otras. Hoy la canasta de cortes es diferente: no se puede entrar con carne con hueso, ni con menudencias.

La habilitación del ingreso de hamburguesas es un paso importante para Uruguay, pues ese producto ni siquiera está habilitado en Estados Unidos, donde también se lleva varios años negociando su ingreso. En definitiva, ratifica la confianza en las certificaciones país, el sistema productivo y la trazabilidad que aplica Uruguay.

Confianza. El ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca aseguró a la prensa que Japón “cumplió lo que había prometido: habilitar el ingreso de carne vacuna desosada y madurada. Anoche (por el miércoles) recibimos la comunicación formal de las 16 plantas frigoríficas en Uruguay habilitadas para exportar. Es una noticia bien importante por lo que significa”, admitió.

Más allá de lo comercial, donde ahora el sector privado (los frigoríficos) será el que se encargará de los negocios, lo importante es que Japón “es un mercado altamente exigente. En base a nuestro estatus sanitario, a la trazabilidad y al trabajo entre productores y técnicos, Japón entendió que estamos en condiciones de llegar a ese mercado”, resaltó Benech.

El jerarca dijo que “es una satisfacción, no sólo por lo que significa el mercado japonés, sino por lo que significa tener este aval. Es una excelente carta de presentación para el resto del mundo”.

A su vez, para el presidente de la Asociación de la Industria Frigorífica del Uruguay y director de Grupo Marfrig para Uruguay, Marcelo Secco, la comunicación de Japón “es una muy buena señal” que “ahora nos desafía a ponernos los zapatos y salir a la cancha”.

Secco dijo que la habilitación es para exportar “carne sin hueso enfriada y congelada” que se puede colocar “en cortes o bloques”, además se validó “galpones de frío y plantas de carne procesada, siempre que sea con la misma materia prima habilitada”. Ahora las empresas podrán comenzar a hablar de negocios.

director de Asuntos Internacionales, Rodolfo Camarosano, acompañó al ministro Enzo Benech que anunció la apertura. La apertura corre a partir de las faenas realizadas ayer.

Uruguay es el primer país libre de fiebre aftosa con vacunación que logra entrar con su carne en Japón —lo mismo pasó en Corea del Sur— que es un país libre de aftosa sin vacuna y por consiguiente, impone las más altas exigencias sanitarias a los países que le quieren vender su carne.

Ventaja. Pero hay otra ventaja. También se podrá entrar a Japón con hamburguesas, “siempre y cuando sean de carne picada y grasa”, confirmó Rossi. Ese es un paso posterior y para lograrlo, “vendrá una lista —en breve— que implica la habilitación de otros establecimientos designados. Se va a incluir la planta de enlatado (corned beef), la planta de carne deshidratada, dos plantas de hamburguesas y productos cárnicos”, confirmó el jerarca del MGAP. También están contemplados en esa inclusión dos cámaras frigoríficas.

La habilitación del mercado japonés llevó 19 años, pues los últimos envíos de carne fueron en 2000, cuando Uruguay todavía era un país libre de fiebre aftosa sin vacunación y podía entrar con cortes con hueso, así como con algunas menudencias como lenguas bovinas, entre otras. Hoy la canasta de cortes es diferente: no se puede entrar con carne con hueso, ni con menudencias.

La habilitación del ingreso de hamburguesas es un paso importante para Uruguay, pues ese producto ni siquiera está habilitado en Estados Unidos, donde también se lleva varios años negociando su ingreso. En definitiva, ratifica la confianza en las certificaciones país, el sistema productivo y la trazabilidad que aplica Uruguay.

Confianza. El ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca aseguró a la prensa que Japón “cumplió lo que había prometido: habilitar el ingreso de carne vacuna desosada y madurada. Anoche (por el miércoles) recibimos la comunicación formal de las 16 plantas frigoríficas en Uruguay habilitadas para exportar. Es una noticia bien importante por lo que significa”, admitió.

Más allá de lo comercial, donde ahora el sector privado (los frigoríficos) será el que se encargará de los negocios, lo importante es que Japón “es un mercado altamente exigente. En base a nuestro estatus sanitario, a la trazabilidad y al trabajo entre productores y técnicos, Japón entendió que estamos en condiciones de llegar a ese mercado”, resaltó Benech.

El jerarca dijo que “es una satisfacción, no sólo por lo que significa el mercado japonés, sino por lo que significa tener este aval. Es una excelente carta de presentación para el resto del mundo”.

A su vez, para el presidente de la Asociación de la Industria Frigorífica del Uruguay y director de Grupo Marfrig para Uruguay, Marcelo Secco, la comunicación de Japón “es una muy buena señal” que “ahora nos desafía a ponernos los zapatos y salir a la cancha”.

Secco dijo que la habilitación es para exportar “carne sin hueso enfriada y congelada” que se puede colocar “en cortes o bloques”, además se validó “galpones de frío y plantas de carne procesada, siempre que sea con la misma materia prima habilitada”. Ahora las empresas podrán comenzar a hablar de negocios. (Nota propia y datos de ELPAIS)